Graham Parker & The Rumour Last Show (The Forum-Londres-17/10/15)

1 comentario :
Foto de Lome Thomson gettyimages.

De los arrebatos e improvisaciones surgen los momentos memorables que uno recuerda de su vida. 

Quería ir a ver, como fuera, el musical de los Kinks, "Sunny Afternoon" pero necesitaba para ello encontrar un cheap flight y buena compañía. Encontré ambas cosas a primeros de agosto y la liamos, todo en familia.

Con tan buena suerte que se daba la coincidencia de que el sábado de ese fin de semana de octubre se anunciaba el concierto que ponía broche final a una mini-gira inglesa de Graham Parker y The Rumour presentando su último y estupendísimo Mistery Glue.

Lo que nunca hubiera imaginado que es que comprados los tickets, vuelos y B&B, Graham anunciaría que era el último show con la banda de sus amores. Él vive en Woodstock y le resulta difícil reunir a sus colegas, independientemente de que ya no son tiempos para la lírica callejera hecha con notas y letras de oro.

Kentish Town, sólo pronunciarlo suena a new wave, a pub-rock. Tenía cita dos horas antes con uno de mis héroes, al que ya veo un poco como ese hermano pequeño que no he tenido con el que compartir los gustos musicales, Danny Wilson o Danny Champ, el co-lider de Grand Drive (una debilidad)  con su hermano y, ahora capitán de nuestra fabulosa banda amiga y favorita Danny & The Champions of The World.

El Pub a la izquierda y la Venue a la derecha, todo perfecto, todo en su sitio, todo british.

The Bull & Gate, junto a la sala The Forum -anteriormente conocida como The Town & Country- era el mítico abrevadero elegido para la ocasión: charleta emocionante, repasando artistas, discos ( le regale la edición de vinilo de Fakeband) , proyectos en Frías y ambos estabamos con una excitación especial porque somos fans a muerte de Graham Parker y sus Rumour pero sobre todo nos mirábamos como si nos conocieramos de siempre, ese vinculo mágico que produce compartir canciones y emociones.

Entramos en la mítica sala de conciertos y eramos todos, salvo mi hijo, mayores de 40 y diría que la mayoría, de cincuenta para arriba. Una sensación de inicial tristeza por no ver el relevo si que me sacudió no lo voy a negar pero estabamos para disfrutarlo y el público lo iba a vivir con verdadera pasión.

Los seis Rumour, Graham incluido, allí salieron, elegantes y con ganas de una cabalgada emocional por su carrera, ansiosos por bailar su último vals.

El call and response espectacular a las guitarras de los entrañables Brinsley Schwarz y Martin Belmont (su arruga es bella y su conexión divina, maestros en la sombra), Andrew Bodnar al bajo serpentina (ahora calvo total, uno se acordaba de su traje campanolo brillante de los vídeos de los setenta y sus rizos al viento) , el Roy Bittan british Bob Andrews dando alegría a todo el generoso repertorio y un batería de quitar el hipo como es Stephen Goulding. En fin, uno de los mejores combos, con los Attractions de Costello, de aquella explosión que con el punk, fue la new wave: ultra power-popera, a veces jamaicana, siempre ardiente y soulera y a la que conectó mi generación, identificándola como "su música"

El escenario precioso, bonitas luces, buena disposición, no llovió en todo el weekend, sabor añejo a sonido pristino pero un poco de club, lo que procedía.

Se arrancaron con Howling Wind, la canción, dejándo claro que el setlist iba a girar sobre sus dos geniales primeros discos. Y desde ese primer acorde aquello fue la gloría en verso.
Si tu ves vídeos de sus últimas giras de reunión, incluso estos que he colgado de un tipo que lo grabó fenomenal, no percibes la energía que te dan en directo, como si el tiempo no hubiera pasado y estuvieramos en 1977 again.
Lo iban a dar todo por última vez y eso se respiraba en la forma de tocar los acordes o de hacer los quiebros vocales y los coros.

Combinar clásicos con canciones recientes como la preciosa Stop Crying About de Rain, funciona; ese medio tiempo-rock&roll-jamaica-baladón de todos sus discos y la sorpresa es que la tercera fuera una goodie del calibre de Thunder & Rain que por no esperada me supo a volcán y a Nacha Pop, es decir, me salió la lagrimilla por el Presidente de su club de fans en el Madrid del cambio a los ochenta, Don Antonio Vega.
Emotional Ride fue exactamente, el subtítulo de la despedida y de toda su carrera.

Cuando tocó el turno a la única que no grabó con The Rumour, hizo una graciosa referencia a cómo se bailaba de ridículo en los vídeos de los ochenta y comenzó la siempre vigorizante Get Started, Star a Fire de su lp Mona Lisa´s Sister. Buff, cojonuda.

La reivindicación del pub con Pub Crawl y el kazoo del último disco y mi regalo con Wall Of Grace y sus enormes chup churus cantados al unísono y en duo por Danny y un servidor y acompañantes, espectacular comunión audiencia-banda y clásico instantaneo del blue eyed soul. El tren pilló si cabe más fuerza con un prodigioso Stick to Me y el lema que siempre le tomaré prestado Passion Is No Ordinary Word, aquello era ver a las hilanderas tejer un tapiz genuino, el de Graham Parker & The Rumour, frente a tus narices y jugando en casa.Brillantes.

Primer punto de llorera-baladón con Watch the Moon Come Down, cima de romanticismo callejero londinense americanizado. Marcha  a tope con Railroad Spikes del nuevo- último tema que tocó del Glue, sólo tres, era una noche para celebrar ochomiles.
Pellizcarse para creer escuchar un Hotel Chambermaid y un Protection de antología.

Y llegó el momentazo, la presentación del super-extra, tras décadas sin tocar con ellos, los tres de los cuatro vientos que acompañaron a los Rumour en las giras de los días de vino y rosas, dedicándole el concierto al que falleció. Y esa segunda parte, fue una apisonadora de rock&soul equivalente a unos Southside Johhny & The Asbury Jukes con acento cockney y el sabor cítrico de una buena London Ale.

Vamos a ver señores, Pouring It All Out o como soulizar el Blonde On Blonde, Back To Schooldays o como retomarlo desde Rockpile, el ultra necesario Local Girls (don´t bother with me...ya lo sabes) donde recuerdas que hubo un tiempo en que existia a la par Mink The Ville y The Rumour y aquello sangraba pasión por todos sus poros y canciones legendarias que pudieran hacer sentirse orgulloso a Bert Berns o Jerry Wexler.
En fin, una orgía sonara para el fan fan, para el que lo vivió en su tiempo y compraba sus discos como si fueran lingotes de oro.

Aunque parezca que no puedan llevarte a más inmenso frenesí, los vientos napoleónicos se marcan el White Honey y vivimos sin vivir en nosotros y cuando queremos recuperarnos toma una POM llamada Fool´s Gold que aparece como si nada para hacernos mojar el lacrimal y cantar como soldados del único ejército cuyas órdenes reconocemos. Para contar a los nietos, Danny y yo,  nos abrazamos.

Aplausos por doquier, sale la mitad de la banda de escena para esos cuatro minutos que todo parkerrillero espera, el You Can´t Be Too Strong o como hacer la mejor canción sobre las sensaciones personales y contradictorias que produce la decisión de abortar sobre el ser humano. El acabose, You Can´t Be Too Strong fue el acabose, acompañado con su acústica Gibson y sólo de bajo y teclas. Momento padrenuestro. Danny se la sabía entera como bien pude comprobar.

Pero el bis iba a ser muy generoso y  quizás lo más grandioso: Hey Lord Don´t Ask Me Questions, aquella canción cuyo nombre Bob Dylan, le preguntó, cuando Parker le teloneó en el Earl´s Court, porque era la favorita del minesotarra, una pura asimilación o tratado de ese Camden skatalítico y soulero genial que sólo supo resucitar la pobre Amy.

Heat Treatment, el Hold Back The Night de los Trammps donde nos pusimos del todo northern souleros como si estuvieramos en el Wigam Casino y quizás, el milagro entre milagros de esta espectacular y de los dedos de la mano cita con mi rock and roll, un Soul Shoes de cortar la respiración, como si fuera el mejor fuego artificial.Un tren, un tren acompasado, funky y arrebatador.

Graham se colocó a la izquierda del escenario cuando acababa la canción, pienso que soltó una lágrima, se dió cuenta por un segundo de que it´s too late to stop now pero que ese fuego ya nunca jamás volvería a generarse encima de un club,  con su querida banda.

A mi manera, aposté por este concierto, en un momento en que no estamos para hacer locuras cuando implican desplazamientos y pasta de por medio pero creo que tenía una obligación con mi corazón de ver una vez este incendió de rock and soul para contárselo a mis nietos si los tengo.

Salimos del recinto tras los aplausos atronadores y bajamos Kentish Town con Danny Wilson, sabiendo por nuestras miradas, expresiones y ojos, al abrazarnos en la despedida, que habiamos coincidido en una noche histórica que iba a traer frutos en un futuro próximo porque la pasión, brothers ans sisters, no es palabra cualquiera.

Don't give it a name, don't give it a place
Don't give it a chance, it's lucky in a way

Por Joserra

Publicado antes en rockandrodri land  y adaptado para el Exile.


Así fue:


Graham Parker - Squeezing Out Sparks (1979)

2 comentarios :

Mis libros de primero de carrera fueron Golden Down, The River, Damn The Torpedoes, Cabretta, Murph The Surf y Buena Disposición, entre otros y también Squeezing Out Sparks

Cierto es que cursaba otras asignaturas optativas -las de la propia carrera que hice por la única razón de que iba a estudiarla mi mejor amigo y quería estar con él- pero éstas otras, las realmente troncales, no había ni que repasarlas antes del examen.

Me tiré un año enganchado a los poetas de la Fender, eran mis profesores de verdad, día y noche, empollándome sus canciones porque estaba asqueado del Derecho Civil y la Economía de Primero, no pegué ni clavo, así me fue y tuve que repetir curso.

No se si me arrepiento porque no sirve para nada hacerlo y siento no haber cambiado de carrera aprovechando esa oportunidad pero la acabé.
La de Derecho con una media de aprobado, la de los poetas de la Fender, sin embargo, con matricula de honor.

Squeezing Out Sparks es excitante, es puro nervio, echa chispas desde la portada y el título, a pesar de tener una canción que dice todo lo contrario y así , como un relámpago es como le vino esta maravilla a uno chaval de 19 años.

Podemos considerarlo su obra maestra a pesar de que su debut me parece de la misma ralea y el segundo también. En su mid-period, ya sin The Rumour, también tiene otras como Mona Lisa´s Sister o Struck By Lighting.

Contratando a una leyenda a los controles como Jack Nitzsche y pasando un poco de repetir con Nick Lowe, intentó de nuevo el éxito que siempre les ha estado vedado.
Jack lo hizo muy bien porque respetó el alma del grupo The Rumour ( que están aunque no se les mencione en la portada en otro intento de promoción absurda que se centrara en el figura)  pero la estandarizó de manera impecable y cuando eso sucede y se hace con semejante gusto, todo es un primor desde el Rumours  de Fleetwood Mac  al Gold de Ryan Adams.

El setlist es impecable, perla sobre perla y todos son trallazos del mejor pub-rock-soul del gris East London, acento punk, locura de amor por lo que hacían los colegas de Nueva York, chulería de barrio, no hay casi diferencia, la nueva ola fue maravillosa.

Discovering Japan es un trueno que cabalga ,  suenan guitarras y baterías rotundas (como los Pistols pero en opiáceos) para luego darse un spanish stroll de barrio con la eterna Local Girls...todos a una  " don´t bother with the local girls..."

La urgencia power-pop que calcaron los Nacha Pop está en Nobody´s Hurt You y la mejor balada que nunca ha compuesto, su auténtica Mona Lisa es la cuarta y se titula You Can´t Be Too Strong donde moderniza a su ídolo Otis Redding con un tema bien espinoso en lo que a sentimientos se refiere como el aborto, en eso de singing sad sad songs-simplemente POM.

El apunte magistral que me enseñó una constante en la vida se llama Passion Is No Ordinary Word, un medio tiempo en los que maestro, marca de la casa.

Saturday Night Is Dead es justo el sentimiento contrario, el de que te queda todo el fin de semana por delante; recuerdo escuchar este disco antes de salir al sucio Bilbao de los "años inmisericordes", el Botxo pre-guapeao del Gaueko y los microbuses azulitos.

Love Gets You Twisted es una debilidad porque vuelve al dylaneo, al blonde on blondeo, al agridulce discurso del desamor. Todo en este disco monumental es de tanto nivel...

Su querido toque jamaicano que a su generación marcó a hierro, lo encontramos en Protection, canción que tendría que haber sido un hit porque es pegadiza de narices.

Waiting For The UFO es simpática y un poco va de tapado porque es mejor de lo que parece a simple vista escuchada tras los años.

El final lo marca el Don´t Get Excited que parece un aviso para que no te mueras tras esta colección de 10 disparos de power-pop directos al corazón.

Mirad, lo tengo claro, si me vuelvo a examinar de Squeezing Out Sparks volvería a sacar matricula de honor, sólo me basta con volver a pincharlo y ver como puedo cantar encima sin ningún tipo de guía o ayuda. Es esa asignatura que te gusta especialmente y que te convierte si la preparas un auténtico profesional de la materia. 


Por Joserra

Publicado antes en rockandrodri land  y adaptado para el Exile.


Graham Parker - Squeezing Out Sparks (1979)

Discovering Japan / Local Girls
Nobody Hurts You / You Can't Be Too Strong
Passion Is No Ordinary Word
Saturday Nite Is Dead / Love Gets You Twisted
Protection /  Waiting For The UFO's
Don't Get Excited



Ezra Furman - Perpetual motion picture (2015)

2 comentarios :
EZRA FURMAN - Perpetual motion picture (2015)
...imaginación, desparrame y sustancia con esa forma inigualable de escupir canciones...

Estamos ante el tercer álbum en solitario del estrambótico (por decir algo) EZRA FURMAN aunque más bien tendríamos que hablar del sexto si tenemos en cuenta la primera trilogía con The Harpoons. Y, según dicen algunas ”malas lenguas” de fans y de críticos especializados, es este Perpetual motion people el que le va a proporcionar el salto definitivo para dejar de ser un estandarte de culto en un sector minoritario. 

EZRA FURMAN - Perpetual motion picture (2015) 2
La verdad es que no me extrañaría que ello sucediera. El de Chicago posee ingredientes suficientes para llegar a distintas parcelas del pop-rock actual ubicándose como una apuesta bastante original y, sobre todo, desinhibida. Porque Ezra Furman es capaz de ofrecer una base richmaníaca que en algunos fragmentos musicales recuerda a los Violent Femmes e incluso a nivel vocal se aproxima con descaro a Gordon Cano (Hour of deepest needpodría ser, por ejemplo, una maravilla del homónimo de los de Wisconsin) y combinarla con una premura punk, popera o garagera muy saludable que podría evocar a ciertos referentes independientes de finales de los ochenta y principios de los noventa. 

En Perpetual motion people ha ampliado el espectro respecto a sus anteriores trabajos con un resultado de apariencia más elaborada, con mayor intensidad junto a The Boyfriends, su actual banda de acompañamiento, aunque haya perdido algo de esa característica urgencia pretérita. Además a nivel estético su singular imagen no deja impasible a nadie gracias a sus múltiples caras, conectando entre el Bowie, el Bolan o el Lou Reed más glam-rockero y el Johnny Thunders más desinhibido de los New York Dolls.

EZRA FURMAN - Perpetual motion picture (2015) 3
No queda más remedio que reconocerlo, estamos ante una apuesta de talento y, aunque a título personal me seducen más sus primeros trabajos con los Harpoons, considero que las mejores canciones que ha grabado se hallan en sus dos últimos discos. En su contra creo que el trabajo que nos ocupa carece de cierta homogeneidad y, en mi subjetivo gusto, le cuesta a algunas coplas (la hawaiana/nuevaolera Restless days, la pegadiza y semi-tabernera Hark! To the music, la, digamos, exótica Wobbly o la distorsionada Tip of a match)  mantener el tipo respecto a las más fulgurantes (Pot holes” y sus pinceladas de doo-wop o los matices añadidos de Beck que se visualizan en Ordinary life, en Watch you go by o en la balada final de raíces americanas One day i will sin no more). Y es que soy de los que creen que lo mejor de Ezra Furman todavía tiene que llegar. O quizás no. 

Por otra parte cierto es que el toque del saxo acompañante a lo Clarence Clemons y Bruce Springsteen en temas como Louis connection, el megatemazo Haunted head, la semi-bolaniana Body was made, o ese creciente himno deCan i sleep in your brain acaban otorgándole una atracción final incontestable. Parafraseando a mi maese-brother, el chico del café, la copa y el puro, nos hallamos ante un “pendón desorejao” que tiene “imaginación, desparrame y sustancia” con esa “forma inigualable de escupir canciones”. Amén.

     * Texto: Johnny JJ 
     * Publicado originalmente en el siguiente enlace del ESPACIO WOODY/JAGGER.
 
EZRA FURMAN - Perpetual motion picture (2015)
EZRA FURMAN - Perpetual motion picture (2015)
 
1.  Restless Year / 2. Lousy Connection / 3. Hark! To the music / 4. Haunted head / 5. Wobbly / 6. Ordinary life / 7. Tip of a Match / 8. Body was made / 9. Watch you go by / 10. Pot holes / 11. Can i sleep in your brain / 12. One day i will sin no more  


Lucinda tiene nuevo disco bajo el brazo

No hay comentarios :

Será el 5 de Febrero del 2016, por tanto queda nada, un suspiro, y tendremos con nosotros la nueva colección de canciones de una de la reinas del rock, arrugada y bella pero en una forma descomunal como así atestiguan sus últimos trabajos, tanto "Blessed" (2011) como el doble (o triple según formato) e indispensable "Down where the spirits meets the bone", una de sus grandes obras que ha ido ganando poso con el tiempo y se codea sino vence a sus otras POMS. A sus 62 años y en plena forma nada tiene que demostrar pero nos sigue cuidando y nos dará "The ghost of highway 20". El disco está producido por la propia Lucinda y el guitarrista Greg Leisz que además tocará en el disco junto a Butch Norton, David Sutton y Val McCallum. Se han filtrado títulos de temas ya confirmados que formarán parte de este nuevo disco:  "If my love could kill", "Dust", "Faith and grace", "Place in my heart", "I know all about it", "House of hearts" y al parecer la versión de "Factory" de Bruce Springsteen. Toca esperar y a mi no me pasan las horas ni los segundos. Os dejamos con un pequeño adelanto.

Eagles of Death Metal - Zipper Down (2015)

No hay comentarios :

Soy de los que piensa que el gigante pelopanocha de Joss Homme tiene un talento descomunal pero también pienso que tanto proyecto paralelo le pierde. Las Reinonas de la Edad de Piedra son una banda fabulosa, con todos esos integrantes de lujo, las entradas y salidas... todo todito me parece fabuloso, en cambio con su primer grupo, Kyuss, nunca he llegado a conectar cosa que no se debe a la calidad en sí misma tanto como a gustos musicales al uso de un servidor. Como productor no me apasiona, una muestra es "Humbug" de los monos árticos que es con seguridad el disco de los monetes que menos me gusta sin embargo la reunión con Dave Grohl y John Paul Jones en Them Crooked Vultures me parece un escándalo de dimensiones siderales. Hoy no toca hablar de esos proyectos, toca hablar del que comparte desde el año 2004 con Jesse Hughes que le llevó a colaborar en "Lullabies to Paralyze" de las Reinonas en 2005 junto a Homme. "Eagles of Death Metal" es el nombre de la banda, del dueto oficial, aunque aquí también acostumbran a aparecen multitud de amiguetes y suelen dar rienda suelta al humor alocado, la inmediatez y los guitarrazos.... eso no cambia. Pues bien, nada más y nada menos que siete años han sido lo que estos dos tipos han tardado en entregar su cuarto álbum y a pesar de todo parece que sea el disco debut de unos adolescentes anfetaminizados con ganas de correrse una juerga memorable, y qué os voy a decir, el disco entra muy bien, es simpaticón, divertido.. desgraciadamente no le veo yo mucho recorrido, pero vamos, ahora nos ponemos a desmenuzarlo...


El disco canalla del 2015 ya tiene dueño y su premio es innegociable, responde al nombre de "Cosmetics" y es de esa banda maravillosa pilotada por John McCauley "Diamond Rugs". La primera mitad de este "Zipper Down" podría, digamos, discutirle (no lo creo tampoco) ese título pero el disco sinceramente se desploma a partir de su ecuador, dejándonos la sensación que tras una semana y media docena de escuchas es más que probable que no volvamos a él jamás de los jamases. El tema de adelanto, el super single "Complexity", con el que abren el LP es sensacional. Divertido, canalla, molón... lo tiene todo, un estribillo de esos de despelote, rock de manual, directo a la mandíbula. "Silverlake" es otro pedazo de tema, con unas letras de coña marinera y mariconadas varias: “Don’t you know who I am?”. Y la tripleta ganadora se cierra con "Got a Woman" que tiene esos riffs de antaño, esa inmediatez, esa testosterona por las nubes. Y..... ya desde aquí comienza la bajada de nivel aunque no es obvio del todo hasta tal vez el séptimo tema. "I love you all the time" mola, es muy glamera, pero claro no pasará a la historia, como ésta se hacen tropecientas canciones a cascoporro, igual que con "Oh Girl" que triunfa con una intro descomunal pero que se desinfla a cada segundo, a pesar de todo es más que aceptable. Para un servidor con "Got the power" empieza un poco el despelote kutrelux y me rematan con "Skin tight boogie" que no me entra ni por delante ni por detrás, demasiado regusto ochentero. Y del resto nada reseñable, como mucho la versión de uno de mis grupos odiados de siempre, Duran Duran, "Save a prayer" ya no me gustaba por el grupito en cuestión, tampoco me gusta por Homme aunque algo más de caña y menos mariconería no le viene mal, así que.... "Zipper Down" no es mal disco, pero no será recordado ni demasiado pinchado con el paso del tiempo. Divertimento pasajero.

Eagles of Death Metal - "Zipper Down" (2015)
6/10
01.- Complexity/ 02.- Silverlake (K.S.O.F.M.)/ 03.- Got A Woman/ 04.- I Love You All The Time/ 05.-  Oh Girl/ 06.- Got The Power/ 07.- Skin Tight Boogie/ 08.- Got A Woman (Slight Return)/ 09.- The Deuce/ 10.- Save A Prayer/ 11.- The Reverend.




*post aparecido originalmente en Nikochan Island por Nikochan

Pokey LaFarge - Something in the Water (2015)

5 comentarios :

Andrew Heissler es hoy un reputado y jovencísimo cantautor de raíces americanas nativo de Illinois, bajito como él solo. Apodado en su juventud como Pokey por su madre aprende a tocar como un demonio la guitarra y el banjo. Una cosa lleva a la otra y como quién no quiere la cosa con tan solo 23 años firma su primer disco llamado "Marmalade" al que le siguieron media docena de discos más entre discos de estudio y directos hasta la llegada de su disco homónimo en 2013 que es cuando un servidor lo conoce y se encapricha de él. "Pokey LaFarge" fue un disco sensacional que bebía de la tradición americana, de la de whisky, contrabando y sombrero. Música de otro tiempo creando maravillosa y dulce música de otra época junto a una banda bien engrasada y en su punto de cocción perfecto. Parece que el empujón definitivo le llega al participar en la grabación del “Blunderbuss” de Jack White, y el geniecillo de Detroit que de tonto tiene poco lo ficha para su sello “Third Man Records”, lo pone de telonero suyo por Canadá y norte de Yanquilandia, y de seguidillas gira con los magníficos Old Crow Medicine Show. Pokey y Ketch Secor hacen muy buenas migas y éste acaba produciendo junto a Pokey su disco del 2013. Todo se alía para que la cosa sea un pelotazo sideral claro que después tenemos que encontrar buenas canciones y de eso había de sobras en ese disco, donde nos proponía un viaje a la música de los años veinte, al swing, al bluegrass, al folk de salón, a la dixieland, al country-blues y al aroma sabrosón de New Orleans. Es imposible que alguien no se enamore del disco al escucharlo y de la música de Pokey. No importa que sea como dicen vintage o revivalero, que suene a otra época o a otro mundo. Es simplemente una delicia. Desde la inicial “Central Time” que te llevaba al huerto sin compasión hasta la diabólica “The devil ain’t lazy” que es cuando uno acaba rendido a sus pies, qué temazo!, no sé cuantas veces habrá sonado en el hogar nikochiano. Todo aquel disco fue un despiporre pero a mi me parecen sublimes además de las dos primeras canciones ya comentadas “What the rain will bring”, “One town at a time”, “Bowlegged woman”, “City summer blues” y el cierre con “Home away from.... Y claro, lo dificil era sobreponerse al éxito, dos años de barbecho y vuelta al ruedo con "Something in the water".... 


De entrada reconozco que me ha costado darle cancha a este nuevo artefacto de Pokey, no porque sea malo ni peor que el anterior aunque sí creo que adolece de algún que otro tema que te vuele la cabeza y te enganche de primeras, dicho esto que es una estupidez también os digo otra cosa, que estamos ante un trabajo notabilísimo, y para muestra un botón, el de la canción que da nombre al disco y lo abre de manera maravillosa. "Something in the water" es una delicia al cuadrado pero "Wanna be your man" es la ostia en verso teletransportándonos a la Atlantic City de Nucky Thompson, y más tarde hacer suyo el jazz bañado en whisky de "Underground". Comienzo memorable. La versión que realiza de "Where did you leave heaven" es de alucine, de pelos de punta, de acabose definitivo, para luego y suerte para mi, darnos country con "Cairo, Illinois" que así, de tapadillo, os digo que es de mis favoritas. "Acting fool" es tal vez el tema que puede servir de gancho para atraparnos en el disco, el más radiable pero claro no es "The devil ain't lazy". No, no lo es. De la mitad hacia adelante estamos en la misma tesitura, muchos vientos en "All night long", guiño a mi ciudad en "Goodnight, Barcelona" aunque suenen arreglos y sonidos más del sur de la península que de Barcelona, pero se agradece la intención quedándole una mezcla de toque spanish/mexican y recuerdos a los gitanos del este, pero me encanta el tema. Y del final destaco sin duda el chispazo de "The Spark" y el cierre definitivo con "Knockin' the dust off the rust belt tonight". Me gustó más su anterior trabajo pero este "Something in the water" no es precisamente manco. Atentos a Pokey, un pequeño ser no de otra galaxia pero sí de otra época.

Pokey LaFarge - "Something in the Water" (2015)
8/10
01.- Something In The Water/ 02.- Wanna Be Your Man/ 03.- Underground/ 04.- When Did You Leave Heaven/ 05.- Cairo, Illinois/ 06.- Actin' A Fool/ 07.- All Night Long/ 08.- Goodbye, Barcelona/ 09.- Far Away/ 10.- The Spark/ 11.- Bad Girl/ 12.- Knockin' The Dust Off The Rust Belt Tonight.





Por Nikochan

Minigira española de Pokey LaFarge

No hay comentarios :

Solamente tres fechas por nuestras tierras son las que Pokey LaFarge nos ofrecerá para presentar su disco "Something in the Water" que sigue por los mismos derroteros que su anterior y exitoso álbum.

29 de octubre en Barcelona, Music Hall
30 de octubre en Madrid, Teatro Barcelo
31 de octubre en Bilbao, BIME Festival

En Barcelona y Madrid contará con Sally Ford de telenorea para presentarnos su nuevo trabajo "Slap Back".

The Bats - "Daddy's highway" (1987)

12 comentarios :

El ochentero estreno de los siempre excelsos y preciosistas The Bats, "poca coña mode" para quien ya lo/s conozca y, de no ser así... Al paredón !... Bueno, no, algo excesivo ello (de acuerdo). Para hacerse una idea rápida: ¿se imaginan un disco tan bueno como el "16 Lovers Lane" de los Go Betweens ignorado por un sindiós de gentes sistemáticamente y desde el año las almendras?... Pues bueno, con las oportunas matizaciones de quien proceda, eso vendría a resultar en síntesis "Daddy's highway" (por el mismo precio: los otros serían más "rollo Smiths" y estos más "rollo -primeros- REM", que lo mismo le ayuda a ubicar mejor a alguien así de primeras y por qué no). 


El llamado "Sonido Dunedin" (por la ciudad neozelandesa así denominado) fue un movimiento promocionado mayormente por la chapa Flying Nun a fin de dar a conocer a una serie de músicos más o menos locales cuyo rasgo sónico más diferencial es una querencia casi obsesiva por las melodías azucaradas, con cierto poso de tristeza/nostalgia de ser posible, y una inmediatez  cercana al punk (al que tampoco conviene obviar su condición de original "madre corderil" de todo este tema) en cuanto a sintetizar al máximo la canción sin sobrecargas pero, innnegociable -y más según fueron pasando los años-, cambiando  octanaje eléctrico por florituras poperas varias (y de marcadas tendencias 60's en gran medida). Y aunque, bastante consensuado, la banda más popular fueron/son The Clean (tremendos perse, que lo uno no anula lo otro), yo me quedo especialmente con los bastante eclécticos  Chills y el almíbar desbocado de estos Bats de hoy  (que de hecho comparten cantante/compositor con Clean). Sumemos ahora esos inclasificables chalados proto lo-fi que responden al nombre de Tall Dwarfs o algunas perlas semi-ocultas como esos primeros dos discotes de los Straitjackets Fits (cuyo estreno ya repasó en la casa humilde servidor de ustedes) y los Verlaines del sorprendente y jinglelero -y apreciable- "Bird dog"... Y tantas otras mandangas que espero descubrir en un futuro, faltaría y claro está. En cuentas resumidas pues:  muy atentos a la movida neozelandesa del segundo lustro ochentero (que ahí reside el apogeo) amantes de, por ejemplo, Pastels/BMX Bandits/Teenage Fanclub, de los mejores Rem de aquella misma época, los Plimsouls, los Smiths (ni qué decir) y un largo largo etcétera, sin olvidar la eterna y ya más lejana estrella inventada por Chilton y asociados que, aún hoy, sigue funcionando sin problemas como insaltable faro guía para todo seguidor del pop-rock  melódico que se precie. 


Y ahora al tema: "Daddy's highway" de The Bats. Herbolario entero en rama. Y se recomienda igualmente ya de entrada, y sin que sirva de precedente, la edición digital que amén de sumar cinco temas a los doce de la edición original integra entre ellos, y entre otras, esa joya que és "Calm before the storm". Aunque, faltaría, tampoco es indispensable su presencia dado que, y de verdad se lo juro, no hay saldo que valga en este trabajo. Tenemos la alegría de la irresistible "Treason", seguida por la morrissey-marrera "Sir Queen" o esa "Round and down" que debiera haber sido top-1 hasta en la luna.  Y, ojo, que es en la siguiente, "Take it", cuando me recuerdan a los idolatrados y mejores They Might Be Giants de los tres primeros discos lo mismo que, nuevamente, a los propios Smiths al unísono... Muchas cosas variadas y muy de mi agrado, claro ello. "North by north" es puro Rem 80's (los mejores, recordemos) y la doble voz (que los tan siempre presentes coros de la bajista Kaye Woodward a ver quién coño los paga) de la tan reposada como bella "Tragedy", a modo remate de la primera parte,  se deshace en el oido que no en las manos.  


La monocorde guitarrita de inicio de "Block of wood" huele a selección de "los mejor de los 80's" que se cae uno y aunque su propuesta melódica es el enésimo triunfo aquí, la continuación con "Miss these things" y su aceleración tan tímida, desde el fuego lento, ya destroza todos los medidores de bonitez a su paso y tan ricamente. Desde ahí la breve candidez saltarina de la tan ligera "Mad city team" nos lleva de la manita hasta la cuna de "Some peace tonight" y su poso bitelero que ya es un poco lo de "oye, ya vale o algo, ¿no?... haced una canción más "terrenal" y tal que parece que ni comáis ni caguéis con tanta hermosura de las narices"... Pero no, no lo harán y que ya se adivinaba fácil a estas alturas...  Total, para dos que nos quedan. "Had to be you" es la enésima serenata campestre y enmielada de Robert Scott (líder indiscutible de la formación y principal compositor, que esto se acaba y no lo había recalcado aún por ser asín de burro uno y tal) que deja tiempo ya solo para , faltaría, la postrera "Daddy's highway" -el tema- a modo despedida con su bajo en primer plano, más voces en castrato mode y más coros de quitar y poner sin miramiento valga... Que a qué juega y por lo qué apuesta este álbum queda diáfano desde el pitido inicial hasta que la -indebatible- goleada final queda más que evidente y sellada.

Así, pónganse pues  todo el azúcar que gusten (y más si es así cogido de la rama directamente, sin chimes ni "cosas raras de estudio"), en resumen y qué cojones que -de verdad se lo digo- de vez en cuando es necesario ello. Y con la pomada incaducable de ésta "Daddy's highway" el riesgo de error, ni qué decir, se va a hacer puñetas no, lo siguiente tampoco, lo otro... Y más allá incluso.




The Bats - "Daddy's highway" (1987) : 9'5 / 10
01. Treason/ 02. Sir Queen/ 03. Round and down/ 04. Take it/ 05. North by north/ 06. Tragedy/ 07. Block of wood/ 08. Miss these things/ 09. Mad city team/ 10. Some peace tonight/ 11. Had to be you/ 12. Daddy's highway.





Por Guzz.

Vintage Trouble - 1 Hopeful Rd. (2015)

2 comentarios :

Vintage Trouble, la banda de Hollywood, tiene por fin nuevo disco de estudio, que lleva por título 1 Hopeful Rd. Cinco años han pasado de su primer y magnífico trabajo y uno del disco acústico, que editaron como previo a este trabajo. Siguen ahondando en el rock con toques de blues y soul y ese rhythm and blues tan característico. Según ellos mismos "el bles tiene soul y el soul, blues, vienen del mismo lugar, y si añades rock and roll ya tienes lo que hace Vintage Trouble". Además no debemos olvidar el tremendo carisma de su cantante Ty Taylor, un frontman de tomo y lomo. Han pasado de tocar en clubs de Los Ángeles, a hacer gira por toda Europa teloneando a AC/DC e inluso a The Rolling Stones.
Pero he oído a mucha gente decir o hablar de que si la banda no evoluciona, que si hacen lo mismo que en el primer álbum... pues yo diré al respecto, que me gusta el disco, que me parece fenomenal que hagan lo que hacen, porque lo hacen bien, y ya veremos si más adelante llega el momento de la evolución manteniendo la calidad, o si persisten en esta onda. eso si, se han tirado 5 añitos para parir el nuevo trabajo, con singles como pelvis pusher (un megahit) salpicados entre medias, pero me parece esxcesivo tiempo entre uno y otro, teniendo en cuenta su poca cosecha. eso si, en diciembre vuelven por nuestra tierra y recomiendo verlos en vivo, las dos veces que les he visto he disfrutado mucho, y son apuesta segura.


Comienza el álbum con Run like the river, rock potente con gotas de buen blues y el soul marcado de la voz de Ty Taylor, además de ese estribillo marcado, un hit en toda regla. Tras este trepidante comienzo, la estructura del disco se irá repitiendo, enlazando temas a medio tiempo con otros más rápidos, en una interesante mezcla de los estilos citados. Así From my arms es un baladón soul, donde la voz de Ty destaca y de qué forma. Doin' what you were doin' es un extraordinario medio tiempo, donde el tono soul sigue inundando el disco, maravilloso tema. Angel City, California es un rock and roll simplón, pero muy eficiente en directo. Shows what you know es una balada que pone el contratiempo y el sentimiento necesario al disco. My heart won't fall again tiene emoción soul bien controlada, buen medio tiempo. Another man's words es quizás la canción de un estilo más gospel del álbum, que aporta una riqueza que engarza perfectamente con lo mostrado hasta ahora. Strike your light es la canción más rock blues, un auténtico bombazo, de esos que esta banda sabe hacer con precisión total y donde Ty Taylor parece James Brown. Before the tear drops vuelve al medio tiempo que navega entre el soul y el rock, buena transición hacia el final del trabajo. If you loved me sigue en todo soul de balada, eso si, en este caso sin aportar algo demasiado nuevo, quizás un tema algo prescindible. Another baby regresa al rock potente, con gotas souleras subiendo el nivel de adrenalina. Soul serenity acaba el álbum, una balada acústica de evidente todo soul, además de góspel y que es un buen remate al trabajo.



En definitva, un disco que no viene a salvarnos de nada, pero que contiene los suficientes temas buenos para ser disfrutable, con un ramillete de estilos muy de mi gusto a los que nunca voy a hacer ascos, ni mucho menos.


Os dejo con el tema Run like the river.




Vintage Trouble - 1 Hopeful Rd. (2015): 7'5/10

1.Run like the river/ 2.From my arms/ 3.Doin' what were you doin'/ 4.Angel City, California/ 5.Shows what you know/ 6.My heart won't fall again/ 7.Another man's words/ 8.Strike your light/ 9.Before the tear drops/ 10.If you loved me/ 11.Another baby/ 12.Soul Serenity

Barrence Whitfield & The Savages - Under the savage sky (2015)

2 comentarios :
BARRENCE WHITFIELD & THE SAVAGES - Under the savage sky (2015)
...a la Bestia nos encomendamos los suficientes para que bajo su cielo nuevamente nos proteja... 
En un año como el 2015, en el que han vuelto a lo grande unos Sonics que han sido capaces de sorprender al más diestro y al más siniestro, se ha vuelto a despachar BARRENCE WHITFIELD con otro artefacto sónico incendiario, marca de la casa.

BARRENCE WHITFIELD & THE SAVAGES - Under the savage sky (2015) 2
Sí, así es, la bestia se ha unido también al festín de esta añada para envolver al mundo bajo el cielo salvaje de su propuesta sudorosa y rocanrolera. 

No creo que supere fenomenales trabajos anteriores como Dig the savage souldel 2013 o “Savage kings” del 2011 pero lo que no deja margen de dudas es que Under the savage skymantiene la esencia de su planteamiento musical, ese que dignifica y tritura el rock and roll de pura cepa, ese que flirtea en primer lugar con los mencionados The Sonics pero que coquetea elegantemente con ilustres nombres como Fleshtones, MC5, Little Richard, Screamin' Jay Hawkins, Chuck Berry, Bo Diddley o James Brown.

BARRENCE WHITFIELD & THE SAVAGES - Under the savage sky (2015) 3
En conclusión, estamos ante doce misiles submarinos ("Willow", "The claw", "Rock and roll baby", "Bad news perfume" (joer, lo que incitan estas dos últimas a menear el esqueleto), "Andjunct street" (apuesto que le habría encantado firmarla Van Morrison con los Them), Incarceration Casserole", "Angry hands", "Katy didn't", "I'm a good man", "Full moon in the daylight sky" (qué maravilla rhythm&blusera) y las suculentas versiones del "I'm a full grown man" de Timmy Willis o de "The wolf pack" (ideal para una noche de luna llena) de Kid Thomas, capaces todas ellas de surcar océanos transportando una importante carga explosiva que dinamite cualquier tugurio oscuro hasta el punto de no dejar títere con cabeza.

A la Bestia nos encomendamos los suficientes para que bajo su cielo nuevamente nos proteja.


     * Texto: Johnny JJ 
     * Publicado originalmente en el siguiente enlace del ESPACIO WOODY/JAGGER.

BARRENCE WHITFIELD & THE SAVAGES - Under the savage sky (2015) Barrence Whitfield & The Savages - Under the savage sky 

1. Willow / 2. I'm A Full Grown Man / 3. The Claw / 4. Rock 'N' Roll Baby / 5. Adjunct Street / 6. The Wolf Pack / 7. Incarceration Casserole / 8. Angry Hands / 9.  Bad News Perfume / 10. Katy Didn't /   11. I'm A Good Man / 12 Full Moon In The Daylight Sky

En Familia - Vainica Doble (2000) / Kate & Anne McGarrigle (1975)

8 comentarios :

Estos dos tesoros son como el turrón en Navidad, te gusta ver que está ahí, en la bandeja de la casa de tu madre y aunque tu intención sea no probar bocado, al final siempre lo haces y te relames...
Mi cuento favorito tendrían que protagonizarlo cuatro brujitas: las hermanas canadienses Kate and Anna McGarrigle, Carmen Santonja y Gloria Van Aerssen. 
Y ya sólo me queda una viva, Anna. 

Gloría murió ayer, en su querida Cercedilla y por eso, estamos rotos y de luto riguroso.


Las cuatro se cayeron "al bote de mermelada" de pequeñas como Obelix al caldero pero en uno de mermelada casera, no de esa de la marca Hero superdulzona y que te hace a la mitad del tarro trozos imposibles de untar.

Estas dos parejas de ángeles nunca supieron de su existencia las unas de las otras y ahí está la magia del asunto y la causa de este tiro al plato a dos discos hermanos: sus propuestas y talento tienen muchísimos puntos en común. Hablamos de una telepatía transoceánica, de olor a galletas de mantequilla , buenas lecturas, mejores discos, películas de culto, artistas por los pasillos de casa, tolerancia máxima, libertad y todo del color de una colcha de patchwork. Eran hippies pero de verdad de la buena.

Hablamos del debut de las de Montreal y del último de las madrileñas, el del sello Elephant, el "En Familia",  póstumo tras la muerte de Carmen y que para este escribiente es una Obra Maestra del calibre de otras más cacareadas.

Estos dos tesoros son como el turrón en Navidad, te gusta ver que está ahí, en la bandeja de la casa de tu madre y aunque tu intención sea no probar bocado, al final siempre lo haces y te relames.

Propongo desde este Exilio un experimento culinario-musical que nunca vais a olvidar: conseguir ambos discos y según suenan poneros "con las manos en la masa" como decía la celebre canción de las Vainica en la que participó Sabina.

Mientras cocinaís un bizcocho con nueces el domingo, poco a poco, y conforme el buen olor de la cocción de la mantequilla, el huevo y la harina inunde toda la casa, se producirá el efecto "como agua para chocolate" cayendo ipso-facto enamorados de manera incondicional de estas cuatro maravillosas señoras.

Un poquito de las de Montreal y otro de nuestras hippies modernas y castizas y os caeran del cielo toneladas de nostálgia de días antes de "reyes" frotando los zapatitos, de flotadores con cabeza de pato y bolsas de caramelos y pinturitas Alpino.

Las cuatro tuvieron claro su papel de madres, de madres protectoras pero pasadas de rosca, libertinas y libertarias, Jimmy Hendrix y Chopin, francés, inglés y castellano, utilizando el ganchillo para hacer vestiditos a las guitarras Fender, contando la tradición de la abuela con su toque irreverente. No se cortaron un pelo. Eran únicas, genuinas, eran dulces.

Y cuando me sumerjo en esos dos discos voy de la mano de Caperucita, de Blancanieves, del Oso Yogui y vuelvo a ser un niño. Y se me pone la piel, no de gallina, sino de borreguito y el corazón más blando que el fuamen.

Asocio el primer recuerdo de las Vainica con la movida madrileña, también entonces leí el nombre de Nick Drake en alguna entrevista de esos niños bien de Madrid que iban a Londres y compraban discos que aquí no existían. También a mis tías de Burgos, ambas solteras, ambas modistas, ambas entrañables, a sus caja de galletas de lunares azul añil de la Flor Burgalesa y al bloc de notas de la negrita del cacao colgado de la despensa. Hay días en los que quieres volver a su regazo, a esos años en los que estabas tan protegido en ese mundo que es , sin duda, vainiquero y mcgarriglero.


Carmen y Gloria estaban tan panchas en Cercedilla, a su bola, cocinando bizcochos.
Generando un fracaso que con el tiempo iba a ser un éxito, con su amateurismo militante y su negativa a la promoción cuando en realidad eran unas genios, si genios, he dicho bien, como Joni Mitchell.
Al igual que ellas , Kate y Anna, the same, en su querido Canada, tocaban el banjo y Kate estaba triste porque Loudon III le había dejado con una canción, un churumbel llamado Rufus y embarazada de una niña llamada Martha.

Me imagino a las cuatro poniendo los adornos de Navidad y sonando el piano y la familia a voces y me siento bien.

Me gustan todos sus discos y canciones que como el guadiana aparecen y desaparecen , sin embargo, si tengo que quedarme con uno de sus trabajos es con el último, En Familia por su equilibrio y porque contiene dos canciones por lo menos que me estremecen, que me hacen llorar. Lo mismo me sucede con el debut de las canandienses, paradoja.
También podría haber puesto Heliotropo, la verdad.

Y me gusta sumegirme en ellos en estos tiempos de desolación, de incertidumbre y de sentirse uno un poco inútil o desaprovechado como el gato de Polanski y con ellos hablar a solas con mis tías de Cercedilla y Montreal y que me enseñen, que me enseñen como buenas maestras que son.

Quiero con ellas volver a abrir la caja del Exin Castillos, comer galletas Maria con chocolate Dolca y que resuciten mis tías de Burgos, las de verdad, para que sigan viniendo del 21 de diciembre hasta pasados los Reyes Magos.

Imaginemos que Randy Newman tiene forma de pareja femenina, que el humor incisivo de una madre, la que tiene todo el conocimiento, se junta con unas armonías vocales que se entienden y que generan con su entramado un felpudo con el "Ongi Etorri".

Soñemos con aquello que nos dió el Ray Davies de los Kinks de las Soap Operas, pianos y melodías que te embargan los sentidos, besos hechos canciones, abrazos amables de tres minutos de los de Crosby, Still & Nash y estaremos en la longitud de onda de estos dos hermosos discos que han marcado y marcarán mi vida para siempre.

Porque en My Town estoy pillando el Ansa rumbo a ver la casa de mi abuela de Almirante Bonifaz y veo la Catedral de Burgos de refilón y sus agujas casi nevadas y esos muñequitos de los Gigantillos que me regalaron de Juguetería "Chapero" y ese olor al frío, quizás, también el morrete lo tenga pringado de un Chevalier y un sonoro lamparón en el jersey de rombos.

Y con Nana en Re me acordaré el día que mi ama me pareció negra en la oscuridad como Aretha pero era mi madre y no era el rey Baltasar y me puse a llorar porque los de Oriente no eran los padres; también de cuando me hace una manzanilla si tengo el estómago revuelto y lo que la quiero y lo mayor que está ya.

Si quiero ver el desastre que ha sido mi vida en cuanto a tomar la adecuada decisión para ganarme el jornal, escucho Jigsaw Puzzle of Life para ver que me pasa como al común de los mortales y su dulce acordeón me recuerda a la sonrisa de mi padre que, cuando venía del Tour porque era periodista de ciclismo, traía a su pequeño juguetes la mar de originales. Una vez me trajo un muñequito de cuerda que daba volteretas, mi padre con sus gafas de pasta como las que ahora llevo yo y que no se las ha podido ver a su hijo porque a mis doce años se marchó de este mundo. O también la desgarradora Go Leave para notar las ausencias, los agujeros del corazón, los amigos y seres queridos que se fueron.

O , por ejemplo,  el efecto que me produjo El paisaje cuando uno no era muy consciente de que era eso de ser padre: una angustia repentina que se convirtió en una especie de fortaleza para siempre. Protección, me decian mis Vainica, de eso te trataba, proteger esa sonrisa de por vida. Desayunamos, mi niño me pidió a Aretha, su muñeca negra, le estampó el bibe en la cabeza, nos reimos a carcajadas. Su madre se despertó y se me quemaron las tostadas, en la pradera azul, junto al mar.

Y si quiero describir el chisporroteo que producen los momentos de pasión desenfrenada, Chibiritas de Limón lo hace a la perfección. Son mis ojos chibiritas de limón. Y si tengo que decirte cual es la mejor canción en castellano de todos los tiempos, te diré que es Quiero Tu Nombre Olvidar que es puro Blood on The Tracks, Blue o Essence. Sudores me produce escucharla y más hoy sin Gloria.

Porque ya las canciones de Gloria y su voz, como pasa con las de Kate, no suenan igual, son tan amplias como el universo, aire de Sierra en el que respirar, y tan nítidas como las estrellas en verano y todos estos recuerdos.

Y entre medio y para no aburrir más, tenemos en un dos en uno, un tratado de las cosas que importan en estos cuatro días que son la existencia, incluso en un par de estrofas:

Reposar un rato
Respetar los ritos
Remendar los rotos
Reírse sin retintín

Recorrer las rutas
Retrepar los riscos
Remontar los rápidos
Relamer el regaliz

Sad and foolish that's how I feel 
Don't you know how fortune favours few 
Fortune's blind as blind as you my dear 
What a pity, oh foolish you

Loving you was good love was kind 
I didn't mind the payment's overdue 
For the price of loving is none too dear 
As long as I'm with foolish you


Esta no es una reseña al uso, el propio encuentro con estos dos discos es totalmente personal, esto es un homenaje a una de mis cuatro brujitas favoritas, esas que se cayeron en un tarro de mermelada y en mi corazón para siempre. 

La familia no recibe, está rota pero agradece las muestras de agradecimiento y vuestros recuerdos para Gloria, dejadnos llorar con alegría.

Marcho que se me quema el bizcocho.


Por Joserra



En Familia - Vainica Doble (2000) 

Chiribitas de limón / El ruido / El pintor /Don Marcial 
El museo /Dices que soy /El rey de la selva/ La vegetariana
Nana en re / La flor de la canalla
Quiero tu nombre olvidar/ El chalé /Página en blanco Chinita de Shangai/ Caballero medieval/ El paisaje





                                                                                      
Kate & Anne McGarrigle (1975)

Kiss and Say Goodbye/My Town
Blues in D/  Heart Like a Wheel
Foolish You/  (Talk to Me Of) Mendocino
Complainte Pour Ste-Catherine
Tell My Sister/ Swimming Song
Jigsaw Puzzle of Life / Go Leave
Travellin' on for Jesus



El Tren Fantasma continúa su trayecto, próximas fechas de LGEB.

No hay comentarios :

El tren continúa su recorrido. Ya tenemos disponibles nuevas fechas y lugares donde se podrá disfrutar de uno de los grandes discos de la temporada, el "Tren Fantasma" de La Gran Esperanza Blanca. Si estás por Valencia eres afortunado...

Jueves 12 de Noviembre 2015:
Black Rose, L’Eliana - Valencia

Sábado 14 de Noviembre 2015:
Deluxe Pop Club, Valencia

Sábado 05 de Diciembre 2015:
Cerati Café, Valencia

Sábado 23 de Enero 2016:
Hops Cervecería, Valencia


---------

Reseña del disco "Tren Fantasma":
 
Para comprar entradas visitad SongKick:

 Comprar cd:

Bandcamp:

Gira española de los ausies The Drones

No hay comentarios :

Vienen los australianos The Drones con una sóla canción nueva bajo el brazo "Taman Shud" adelanto de su próximo disco, pero con aliciente del aniversario de uno de sus discos más aclamados "Wait Long by the River and the Bodies of Your Enemies Will Float By" (In-Fidelity/ATP Recordings, 2005)

Siete serán los lugares afortunados que podrán disfrutar del poderío que desprenden sus directos:

Nov 01 Lata de Zinc Oviedo
Nov 02 Estudio 27 Burgos
Nov 03 La 2 de Apollo Barcelona
Nov 04 16 Toneladas Valencia
Nov 05 Stereo Alicante
Nov 06 Moby Dick Madrid
Nov 07 Intxaurrondo K E San Sebastian

Barrence Whitfield & the Savages viene a repartirnos energía en 9 fechas.

No hay comentarios :

Barrence Whitfield & the Savages llegan a nuestro país para darnos un poco de marcha, y con energía a borbotones presentará su disco Under The Savage Sky, donde las influencias de las que hace gala son lo de menos, pues se trata rhythm & blues llevado al extremo como hace tiempo que no se ha escuchado encima de un escenario. Por suerte disponemos de 9 citas para poder corroborarlo:

Fechas gira española:
Nov 03 Kafe Antzokia Bilbao
Nov 04 Marula Cafe Barcelona
Nov 05 Madrid Caracol
Nov 09 Planta Baja Granada
Nov 10 ESTEREO Alicante
Nov 11 Loco Club Valencia
Nov 12 Los Picos Liérganes
Nov 13 CAPELA TORRENTE BALLESTER Ferrol
Nov 14 ESPACIO VIAS-Party presentation Purple Weekend Leon

Este hombre tiene mojo para repartir...

Llega la gira de Eilen Jewell

No hay comentarios :

La gira europea de Eilen Jewell finaliza en nuestro país, presentará su último disco Sundown Over Ghost Town en tres fechas que dejamos a continuación con sus enlaces para comprar la entrada.


Jueves 29 de octubre. Valencia. Loco Club
Apertura puertas: 21:30h . Entrada anticipada: 12 euros + Gastos de gestión. Entrada taquilla: 15 euros. Venta de entradas anticipadas en http://www.lococlub.org/events/event/eilen-jewell

Viernes 30 de octubre. Madrid. Sala El Sol
Apertura puertas: 22:00h . Entrada anticipada: 14 euros + Gastos de gestión. Entrada taquilla: 18 euros. Venta de entradas en https://www.ticketea.com/entradas-concierto-eilen-jewell-madrid/

Sábado 31 de octubre. Andoain. Auditorio Bastero
Apertura puertas: 22:00h. Entrada: 12 euros. Venta de entradas en https://ticket.kutxabank.es/janto/main.php?idProvincia=20#

Poséis leer la reseña exiliada del disco:
http://www.exileshmagazine.com/2015/09/eilen-jewell-sundown-over-ghost-town.html

Led Zeppelin - Led Zeppelin II (1969)

4 comentarios :

Hace hoy exactamente cuarenta y seis años que el segundo disco de Led Zeppelin salía al mercado. Nada más y nada menos que un 22 de Octubre y con solo nueve meses de diferencia con su glorioso debut, su Led Zeppelin I que un servidor ya tuvo ocasión de destripar para el Exilio. Entonces contaba el origen de la banda, siempre algo tramposo, ya que como dije entonces una idea de Entwistle y Moon de los Who para formar un supregrupo con Jeff Beck, Nicky Hopkins y el propio Jimmy Page no llegó a buen puerto pero como siempre Page supo "robar" o tomar la idea prestada, como tantas otras veces, como en tantos otros riffs que acabaron en canciones zeppelianas, y unos meses más tarde aparecieron los Led Zeppelin con Page, John Paul Jones, Bonham y Plant. Y qué vamos a decir de ellos? probablemente la banda de hard-rock más grande que haya existido jamás de los jamases: excesivos, sexuales, rebeldes, problemáticos, orgásmicos..... lo tenían todo y ciertamente tienen una discografía envidiable: Led Zeppelin I, II, III, IV, Houses of the Holy y Physical Graffiti son para mi media docena de POMs indiscutibles, según el día o el mes prefiero una u otra. Siempre la pureza de su "I" me ha fascinado. Su crudeza, su blues por montera, su verdad...., pero poco a poco fueron creciendo y ampliando su paleta estilística, y claro, este "II" aunque parecido al debut tiene más de todo, no sé si mejor, pero más de todo, los riffs son más poderosos, más exquisitos, más contundentes e incluso me atrevo a decir que sus temas acústicos están muchísimo mejor acabados. El triunfo de su debut en realidad no lo fue tanto pues llegaron por primera vez al número uno de listas con este segundo trabajo que se fraguó durante la gira de presentación del debut, estando todas sus canciones creadas durante paradas, descansos y ensayos, aportando todos los miembros su toque, su sello, siendo por tanto el fruto de todos, y claro, por circunstancias las canciones se fueron grabando en diferentes estudios y la producción corrió a cargo de Jimmy Page quién, otra vez más (podríamos decir que ya es su sello particular) robó o tomó prestados todos (no se dejó ni uno) los trucos que había puesto en marcha Eddie Kramer quién había trabajado con Hendrix con unos resultados espectaculares. 


Tendríamos que hacer el ejercicio de situarnos mentalmente en aquel 1969. Entender el contexto musical, que se cocía en aquella época, qué discos y bandas reinaban. Estaba el "Abbey" de los cuatro fantásticos que ya habían partido peras y estaban al borde de la disolución, el "Todo el mundo sabe" de Tito Neil, la "máscara" del Capitán Corazón de Ternera, la "Cridens" por partida doble, el debut de CS&N, los imprescindibles directos de Elvis y Cash, el "Tommy" de los Who, el grandioso "Let it bleed" Stoniano, la belleza mística de Nick Drake con su "Five leaves left", ... Lou Reed madurando con la Velvet, la "corte" de Crimson, The Band, el disco country de BOB, el "Arthur" de los Davies... y así hasta el infinito y el más allá, pero desde luego, creo yo, que en cuanto a rock hoy entendemos, nada como lo de Led Zeppelin , en un año y por partida doble. Aquel debut dejó a medio planeta con la boca abierta y el culo prieto, y este segundo disco vino a decir que los Zepp ya estaban aquí, que no iban a abandonar el mundo y que además lo cambiarían para siempre.

El riff demoledor  de "Whole lotta love" abre el disco y ya nos deja en modo alucine hasta el final. Temón inconmensurable que redefiniría el hardrock, eso sí, como siempre son denunciados por plagio, esta vez por el señor Dixon quién gana y desde entonces aparece en los créditos. A pesar de esto la canción es de las que marcan época... desde la carcajada diabólica de Plant en los primeros dos segundos, pasando por el riff comentado, esa voz que pone los pelos de punta, la experimentación orgásmica hacia la mitad del tema y como vuelven al riff inicial de manera incendiaria. Después de la tempestad llega la calma. La calma y la belleza de "What is and what should never be" con sus acelerones y sus parones, con esos cambios de ritmo tan presentes en las bandas de los primeros setenta.... y hacia el final de la canción la guitarra de Page nos golpea el cerebelo y nos deja KO. Vamos sumando, temón tras temón y entonces llega "Lemong Song". Blues sucio acompañado de demanda, como no, esta vez por Howling Wolf. Una canción que demuestra el poderío y la calidad de todos los integrantes de la banda, mención especial para el bajo de John Paul Jones que es canelita fina. No podía faltar la megabaladita de los Zepp que luego en cada disco se harían imprescindibles. "Thank You" es una joya sideral, no sólo por como está interpretada por Plant, por esa excelente percusión, simplemente por todo todito, órgano mágico, voces de lejanas galaxias algo psicodélicas incluso hippiescas... con unos riffs acústicos de guitarra preciosos que nos indicaban que de los Zepp podíamos esperar grandes cosas y variedad de estilos como nos demostraron posteriormente en el "III". Para recuperarnos del bajón adrenalínico del disco nos obsequian con el riff eterno marca de la casa de "Heartbreaker", otro temón de esos que al parecer a Page le salían casi sin querer, pero claro, luego llega lo que llega, una de mis favoritas, el supersonido de los setenta con "Living Loving Maid (she's a woman)", un pelotazo mirando de reojo a la radio y que les consiguió presencia en las listas con cierta facilidad. "Ramble On" es mi tema del disco, uno de mis favoritos de Led Zeppelin, siempre me ha parecido un tema espléndido lleno de cambios de ritmo y con todos los ingredientes que caracterizan al cuarteto zeppeliano. Tiene esa magia ambiental que luego explotaron en el "IV", esa calma que nos lleva a la tormenta, ese momento acústico que estalla en mil chispas eléctricas. Un despiporrre de poderío. "Moby Dick" es otro de los temas, no del disco sino de su carrera donde la percusión es la estrella del tema, un lucimiento para Bonzo y lo digo con toda la tranquilidad sabiendo que de temas increíbles y esenciales tienen como para dar, vender y regalar. Para cerrar nos obsequian con "Bring it on home" que empieza como un blues pantanoso del Mississippi y acaba en locura hardrockera a la enésima potencia. Así pues la segunda aventura de larga duración de los Led Zeppelin los consolida como una grandiosa banda, los pone en primera división, los pone en la lucha por ser la mejor banda de rocanrol y que acabarían siendo después de que los Stones volvieran del Exilio y hasta la aparición de los Clash. Un largo reinado  lleno de grandísimos discos, ya lo dije anteriormente, media docena de POMS, una detrás de otra.

Led Zeppelin - Led Zeppelin II (1969)
10/10
01.- Whole Lotta Love/ 02.- What Is And What Should Never Be/ 03.- The Lemon Song/ 04.- Thank You/ 05.- Heartbreaker/ 06.- Living Loving Maid (She's Just A Woman)/ 07.- Ramble On/ 08.- Moby Dick/ 09.- Bring It On Home.





Por Nikochan